¿Por qué? 2017-05-15T10:25:29+00:00

Es visible y palpable que la actividad de montaña está sufriendo un auge importante durante los últimos años, esto hace que sean necesarias diferentes acciones para adaptarnos a las costumbres de ahora. Existe una falta clara de concienciación en prevención y la formación es una de las mejores herramientas para prevenir accidentes, ayudando a los montañeros a reducir los errores que desencadenan en estos.

Estos aspectos se deben trabajar desde el origen y a todos los niveles y tipos de deportistas y profesionales y esa es la razón por la que el Comité de Seguridad dedica un área específica a la formación.

Uno de los objetivos a corto plazo en homogeneizar conceptos y temarios específicos de prevención y seguridad dentro de la formación ya existente.

Una vez conseguida esta homogeneización comenzaremos a generar esta conciencia de prevención ayudándonos con la generación de fichas de planificación de actividades y estableciendo unos niveles de formación propios en Prevención y Gestión de Riesgos dirigidos a los diferentes actores de nuestras actividades; Montañeros, responsables de clubes, Directivas de Clubes, Profesionales,…

Con el trabajo ya rodado podremos definir ya, las bases para generar un sello de Calidad en materia de prevención y establecer unos protocolos sencillos pero útiles que ayuden a realizar mejor las planificaciones de nuestras actividades, así como la resolución correcta de los incidentes que se produzcan.